Mycena abietis

Píleo de hasta 15 mm de diámetro, primero cónico o acampanado, después plano convexo, margen agudo, delgado, blanquecino, superficie piléica, estriada por transparencia, finamente pruinosa, higrófana, pardo gris, pardo oscuro, en general, más oscuro en el disco, blanquecino hacia el margen, palideciendo, en tiempo seco. Láminas espaciadas, estrechas, no muy gruesas, adnatas, blanquecinas, arista entera y concolor. Estípite de hasta 100 x 3 mm, cilíndrico, hueco, frágil, pruinoso, acuoso en la parte alta, de color pardo grisáceo, base con finos pelos blanquecinos. C0ntexto muy delgado, blanco-acuoso, olor suave de rábano, sabor poco apreciable. Basidiósporas (a) de 8,5-11,0 x 5,0-6,0 µm / Q = 1,8-2,1, elipsoidales a subcilíndricas, lisas, amiloides. Esporada blanquecina. Queilocistidios (b) de hasta 70 x 18 µm, claviformes, subfusiformes, con el ápice más o menos alargado. Pleurocistidios similares a los queilocistidios. Caulocistidios de 70 x 20 µm, irregulares, lanceolados, flexuosos, claviformes con gruesas protuberancias.  Pileipellis formada por elementos flexuosos, ramificados, diverticulados, de hasta x4 µm. Háb.: en verano y otoño en bosques de coníferas (Abies alba), en suelos cubiertos de musgo.  Distr.: muy raro. Foto: 08-X-2016, Ubidea (Bizkaia), 750m, bajo Picea abies, en suelo cubierto de musgo. BAR2016100862. (Autor: José A. Muñoz Sánchez).

 

VER FICHA COMPLETA
2018-06-14T20:59:12+00:00 14 junio, 2018|Fichas Micológicas, M|

Deje su comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.